¿Dónde se han metido los «revolucionarios» sirios?...

Se acerca el momento de la conferencia Ginebra 2 y los organizadores estadounidenses ya no tienen ninguna marioneta disponible para hacer el papel de revolucionarios sirios. La brusca desaparición del Ejército Sirio Libre demuestra a quienes creyeron en tal cosa que aquello nunca pasó de ser una ficción. Nunca existió la supuesta revolución popular en Siria, sino una agresión externa orquestada a golpe de mercenarios y de miles de millones de dólares.     Los organizadores de la conferencia de paz Ginebra 2 están buscando con urgencia un representante para la oposición siria armada. Según los occidentales, el conflicto sirio se desarrolla entre una dictadura abominable y su propio pueblo. Pero los grupos armados que están destruyendo Siria –desde el Frente Islámico, que afirma que sus miembros son principalmente sirios, hasta al-Qaeda– están recurriendo oficialmente al uso de combatientes extranjeros. Invitarlos a Ginebra 2 sería por lo tanto reconocer que nunca hubo en Siria una revolución sino que se trató de una agresión externa. Hace varias semanas todavía nos decían que el Ejército Sirio Libre (ESL) disponía de 40 000 hombres. Pero hoy resulta que el ESL ha desaparecido. Su cuartel general histórico fue atacado por otros mercenarios, sus arsenales fueron saqueados y su jefe histórico, el general Selim Idriss, huyó a Turquía para acabar refugiándose en Qatar. En el momento de su formación, el 29 de julio de 2011, el ESL decía haberse fijado un único objetivo: el derrocamiento del presidente Bachar al-Assad. Nunca llegó a precisar si luchaba por un régimen laico o por un régimen islámico. Nunca tomó posiciones políticas en materia de justicia, de educación, de cultura, de economía, de trabajo, de medio ambiente, etc. Nunca formuló el menor esbozo de algo que se pareciera a un programa político. Nos decían que el ESL se componía de soldados que habían desertado del Ejército...

Siria, el nuevo orden criminal y la basura de Occidente...

Llevamos semanas asistiendo al intento desesperado de la administración Obama de crear las condiciones de un ataque contra Siria. Y lo de “contra Siria” es importante recalcarlo, porque cuando se habla de atacar al “régimen sirio” nadie con dos dedos de frente puede esperar un bombardeo selectivo de un puñado de objetivos militares que -abracadabra- produzca un cambio de gobierno. Hagan un repaso a todas y cada una de las “intervenciones humanitarias” impulsadas por EEUU… … Arrasarían ciudades, pueblos, carreteras, puentes, fábricas y lo que les diera la gana. Como siempre, miles de civiles asesinados. Los medios de vida de los supervivientes serían destruidos. Es el pueblo el que paga. Ese pueblo sirio al que todos dicen querer ayudar librándole de su gobierno, aunque las propias encuestas de la ONU digan que el 70% de la población prefiere ese gobierno –simpatice o no con él- al futuro que llega de la mano de mercenarios y yihadistas extranjeros. Ninguno de esos datos y ninguna de esas razones es motivo de celebración, pero la más criminal de todas es siempre (repetimos: SIEMPRE) la que acaba apoyada por la OTAN. Ahora bien. En esta ocasión hay algo diferente. Ya no vemos la rápida determinación que mostró Bush en 2001 para invadir Afganistán o en 2003 para destruir Irak. Tampoco la misma velocidad a la que Obama consiguió una coalición para matar a miles de civiles en Libia, muertos que “ya no tienen que soportar ninguna dictadura”, a diferencia de los millones de saudíes, bahreiníes, qataríes… que viven bajo el integrismo medieval. Para que los EEUU se metan en esta chapuza sólo hay una explicación: hace tiempo que no son la sombra de lo que fueron, en la región y en el mundo. De ese mundo unipolar del “fin de la historia” ya no quedan ni las cenizas, como demuestra el hecho de que nadie acompañe las...

La complicidad de algunos intelectuales en la guerra imperial contra Siria...

El caso de Siria es uno de los más paradigmáticos en los que desde el 2011 se evidencian con claridad el papel legitimador de la guerra jugado por ciertos intelectuales de izquierda. Una parte importante de éstos ha optado por servir de coro a la guerra mediática contra Siria investidos de una áurea ilustrada y cargados de principios morales de factura occidental. Desde sus púlpitos en los medios alternativos pero también en los masivos elaboran explicaciones, justificaciones y relatos que presentan como principios éticos cuando en realidad se trata de su opción política. Ridiculizan y simplifican, manipulan y tergiversan la opción de los militantes antiimperialistas e incluso se permiten enmendar la plana a los gobiernos latinoamericanos que, defendiendo la soberanía y el principio de no injerencia, se oponen a la guerra contra Siria. En junio del 2003 en el marco de la guerra y ocupación de Iraq no fue muy complicado, en el ámbito universitario, en el de la cultura y en la militancia de izquierdas, que se alzaran cientos de voces contra la guerra, fuimos capaces de reconocer las trampas discursivas, capaces de descubrir los intereses del imperio y sus socios, de desvelar las mentiras mediáticas y sobre todo de establecer prioridades en la movilización y la denuncia. No pudimos parar la guerra ni la ocupación de Iraq pero pusimos los cimientos de un movimiento antiimperialista que podría haber sido el freno de mano de la barbarie bélica y que, de alguna manera, aplazó el objetivo de continuar la neocolonización de la zona. Si en el 2003 nos fue relativamente fácil movilizarnos contra la guerra en Iraq y los planes imperiales, lo cual no significaba apoyar ninguna dictadura, muchos nos hacemos ahora la pregunta ¿qué ha pasado para que no surja o para...

Racionalidad occidental...

¿Le gustaron a usted el incidente del Golfo de Tonkín y la guerra de Vietnam, la masacre de las incubadoras en Kuwait y la primera guerra del Golfo, la masacre de Racak y la guerra de Kosovo, las armas de destrucción masiva iraquíes y la segunda guerra del Golfo, la amenaza de masacre contra los civiles de Bengazi y la guerra contra Libia? Si es así, de seguro adorará usted el uso de gases contra civiles en la Ghouta y el anunciado bombardeo contra Siria.       En una nota divulgada por la Casa Blanca, el director de la Inteligencia estadounidense afirma que 1 429 personas murieron el 21 de agosto de 2013 en un ataque químico masivo contra una docena de localidades de los alrededores de Damasco  [1]. Los servicios de inteligencia de Francia no pudieron realizar un conteo de las víctimas en el terreno, según una nota del ministerio francés de Defensa  [2]. Pero vieron en los videos 281 muertos mientras que la organización «no gubernamental» francesa Médecins sans frontières (Médicos Sin Fronteras, MSF) contó para esos servicios 355 muertos en varios hospitales. Todos los servicios de inteligencia de los países de la OTAN se basan en esos videos. El director de la Inteligencia estadounidense coleccionó un centenar de ellos a través deYouTube. Pero el ministerio de Defensa de Francia sólo encontró 47. Washington y París consideran que son todos auténticos. Pero algunos fueron publicados a las 7 de la mañana, hora de Damasco (lo cual explicaría que tengan como fecha el 20 de agosto en YouTube, cuya sede está en California). Pero queda otro problema ya que las sombras que se ven en las imágenes indican que el sol está en posición cenital, o sea que se encuentra en su punto más alto… lo cual implica que no corresponden al horario señalado y, por lo...

¿Por qué las élites mundiales necesitan la guerra prefabricada de Siria ?...

El artículo de Brandon Smith, publicado en el sitio SHTF plan Editor, augura un caos en su país y hasta un posible totalitarismo. Puede parecer muy polémico, pero ¿quién de los ciudadanos de la entonces próspera y creciente Europa, de hace justo un siglo, hubiera podido pensar que el asesinato de un príncipe heredero austriaco conllevaría el tremendo cataclismo de la Primera Guerra Mundial? A continuación les ofrecemos fragmentos de este artículo     Los bancos buscan “algo grande” para cubrir el colapso del dólar “…. La crisis financiera no es un evento que ocurre en una situación de calma o vacío político. Los bancos centrales y los organismos financieros internacionales que causaron nuestro colapso actual, que sigue evolucionando, no permitirán que la destrucción de la economía de EE.UU., o del dólar, o de los mercados mundiales, no sea cubierta por un acontecimiento que oculte su culpabilidad”, señala Brandon Smith y sugiere que este acontecimiento es la crisis en torno a Siria. “Necesitan algo grande. Algo tan grande que los ciudadanos comunes se sientan abrumados por el miedo y la confusión…” “Las elites necesitan un apocalipsis fabricado. Entra Siria…” “El pacto de defensa mutua entre Siria e Irán, sus fuertes vínculos con Rusia, la base naval rusa en sus costas, el avanzado armamento ruso en su arsenal, su proximidad a vulnerables rutas marítimas de petróleo, hacen de esta nación un catalizador perfecto para una catástrofe global. La guerra civil en Siria ya se está extendiendo a los países vecinos como Irak, Jordania y el Líbano, y al examinar los hechos de manera objetiva, toda la guerra es producto de la acción encubierta por parte de los EE.UU. y sus aliados. La insurgencia siria, una organización de monstruos entrenados por EE.UU. EE.UU. entrenó, armó y financió a la insurgencia a través de agentes de Al Qaeda  Arabia Saudita está enviando el dinero y armas. Israel ha ayudado a los rebeldes con bombardeos aéreos dentro de las fronteras de Siria (a pesar de que esto significa que el Gobierno israelí está ayudando esencialmente a sus enemigos mortales). Hoy en día esta guerra no podría tener lugar sin los esfuerzos urgentes de Occidente. Punto. Al examinar brevemente a la insurgencia siria, veremos que se trata de una organización de monstruos. Amorales vampiros y desdichados asesinos cuyos crímenes han sido ampliamente documentados, incluyendo las ejecuciones en masa de soldados prisioneros, torturas y decapitaciones de inocentes civiles, mutilación y canibalismo, y la implantación de la tiranía religiosa entre la aterrorizada población. EE.UU. creó y liberó estos demonios, y ahora están pidiendo a la Casa Blanca que los apoye con sus fuerzas armadas. Pero ¿cuál es el objetivo en este caso? Creo que el objetivo es transformar completamente los sistemas políticos, económicos y sociales del mundo. El objetivo es infundir un fuerte miedo, el miedo que se puede utilizar como capital para comprar, lo que los globalistas llaman el “nuevo orden mundial”. Siria es la primera ficha de dominó en una larga cadena de calamidades, lo que la Rand Corporation a veces califica como ‘pieza clave’. Mientras escribo esto, el Gobierno de Obama está desplegando fuerzas navales y terrestres y clamando de manera dolorosamente patética para convencer al público estadounidense de que el 90% de nosotros estamos ‘equivocados’ y que “un ataque a Siria es, de hecho, necesario” Texto completo en: http://actualidad.rt.com/actualidad/view/104846-elites-guerra-prefabricada-siria-colapso-eeuu   De Russia Today...